Ventajas de vivir en el centro de la ciudad

¿Te has preguntado alguna vez cuántas veces a lo largo de tu vida has tenido que desplazarte al centro de la ciudad si no has vivido allí? Obligaciones laborales, trámites, compras, ocio… Es fundamental tener en cuenta la frecuencia y el gasto (de tiempo y dinero) que estos desplazamientos conllevan en cada caso concreto para poder tomar la decisión más acertada.

Si en este momento te estás planteando cambiar de casa y surge el dilema centro o periferia, si eres de los/las que disfruta con cierta dosis de bullicio soñando tenerlo todo a mano, tal vez podamos ayudarte a decidir. Te sugerimos estas ventajas que, estamos seguros, desmentirán la creencia popular de que «el centro de la ciudad solo está al alcance de unos pocos»:

  1. Facilidad para el transporte público (si es que lo necesitas) y zonas peatonales

Este es uno de los aspectos que los recién llegados al centro valoran de forma más positiva: todo está cerca. En un radio de un kilómetro tendrás todo lo necesario para tu día a día y podrás elegir desplazarte en transporte público o, si la distancia es más corta, dando un paseo. Además, estás de suerte: las tendencias urbanísticas actuales, en las que prima la «humanización» de las ciudades, han empezado a desarrollarse principalmente en el centro, con zonas peatonales cada vez más amplias y cuidadas, parques y jardines, por lo que podrás disfrutar de un agradable paseo para ir al trabajo, de compras o realizar cualquier trámite y… ¡oh, milagro!, descubrirás que puedes hacerlo todo en menos tiempo.

  1. Servicios educativos, sanitarios y municipales a la vuelta de la esquina

            Es fundamental tener en cuenta nuestra situación y necesidades personales. El centro nos permite elegir entre un mayor abanico de colegios, guarderías, centros sanitarios y de atención especial o a la tercera edad. Asimismo, los trámites burocrátivos serán más ágiles al no necesitar desplazarte en vehículo privado y buscar aparcamiento, por ejemplo.

  1. Mayor oferta de ocio y eventos culturales

Conciertos, exposiciones, obras de teatro, presentaciones, festivales urbanos… a veces incluso de forma gratuita. El centro de las ciudades ofrece eventos para todos los gustos, así como una amplia variedad de restaurantes de comida local o étnica y locales de ocio de lo más variado. No te aburrirás jamás.

  1. Si deseas montar un negocio, tu futuro puede estar en el centro

Aunque cada vez proliferen más los centros comerciales en la periferia, es indudable que las calles céntricas ofrecen servicios y productos para todos los gustos, incluidos los más exigentes. Estar presente en alguna de estas arterias se convierte en un extra de publicidad gratuita y en una forma de llegar a todo tipo de público.

  1. Opciones de vivienda para todos los bolsillos

Sí. Y más de las que imaginas. El centro de la ciudad ofrece una mayor variedad de inmuebles, tanto para comprar como para alquilar: pisos, apartamentos, estudios, áticos, bajos, entresuelos… Incluso en el caso de compartir vivienda, son muchas las personas que eligen el centro de la ciudad, por lo que también te será más sencillo encontrar vivienda. Así, con el asesoramiento adecuado será difícil (por no decir imposible) que no des con una solución a tu medida.

            Acércate a cualquiera de nuestras tres oficinas  y déjate asesorar por nuestra experiencia y conocimiento del mercado inmobiliario.

Vivir en el centro, si así lo deseas, puede estar más cerca de lo que imaginas.

 

 

 

 

Únete a la discusión

Comparar listados

Comparar